-

Saturday, November 27, 2010

Federer Nadal Los Masters de Londres 28 de Noviembre 2010


Rafael Nadal estará en el último partido de una temporada calificada por él mismo como «fantástica e increíble». El número uno mundial tendrá hoy la oportunidad de optar al título de Maestro que, pase lo que pase, se ha ganado con un dominio aplastante en un año en el que ha conquistado siete títulos y sumado, de momento, 12.450 puntos, récord histórico en la clasificación de la ATP, además de apuntarse de corrido tres Grand Slam sobre tres superficies distintas: en la tierra de Roland Garros, sobre la hierba de Wimbledon y en el cemento de Flushing Meadows. Casi nada. Lo nunca visto desde la época de Rod Laver.

Esta tarde y ante Roger Federer (18.30 horas, TVE-1), en su enésima final contra el suizo (que anoche ganó al serbio Novak Djokovic por 6-1 y 6-4), Nadal tendrá la oportunidad de aumentar su leyenda sobre una pista indoor, la peor superficie para él, convirtiéndose en el único jugador de la historia del tenis moderno que encadena en un mismo año Roland Garros, Wimbledon, el Abierto de EEUU y la Copa Masters, la única que a sus 24 años aún falta en su espectacular palmarés.

Solo Andre Agassi ha hecho algo parecido, aunque en distintos años. Nadal se ganó ayer el derecho a intentar emularlo al vencer en un durísimo partido al escocés Andy Murray por 7-6 (7-5), 3-6 y 7-6 (8-6). «Pase lo que pase me siento ya inmensamente feliz. No necesito ganar para irme a casa contento por lo que he conseguido», decía. «Cómo habéis visto, el otro día Murray os engañó como a chinos», bromeó, destacando el tremendo partido que tuvo que jugar. «El partido ha sido muy igualado y he jugado a mi máximo nivel, los dos hemos estado al límite», destacaba.

MOLESTIAS EN LA PIERNA / Hoy tendrá otro partido de esos que tanto gustan a Nadal, que puede convertirse en el tercer Maestro español después de Manuel Orantes (1976) y Àlex Corretja (1998), ayer sentado en el palco rival como consejero de Murray. No va a tenerlo fácil. Nadal llega a esta final justo de energías. «Estoy cansado, muy cansado. Noto agarrotada la pierna derecha... No sé qué pasará mañana. De todas formas, voy a darlo todo. Es una final de un Masters y espero llegar preparado para optar a todo», decía.

Nadal confía en compensar esa situación con su mentalidad de sacrificio, que le ha dado tantos éxitos. «Lo mejor de hoy es que he aceptado todas las situaciones complicadas y eso me ha ayudado a superarlas», decía, y destacaba que lo había hecho en una superficie que no le va. «Jugar contra los mejores en la pista que más me cuesta se hace complicado, aunque he mejorado mi servicio y mi forma de jugar a cubierto».
Federer, su rival de hoy, también valoró el esfuerzo de Nadal: «Me ha impresionado cómo ha luchado para ganar el partido. Rafa ha hecho una grandísima temporada, ha ganado aquí a cuatro top 10 y estoy ansioso por jugar otra final contra él».

14 A 7 PARA NADAL / Será la de hoy la sexta final de Federer en el Masters, torneo que ha ganado en cuatro ocasiones. Y será la 18ª final que jueguen ambos tenistas, en una reedición del clásico actual del tenis. Se han cruzado 21 veces (y en 17 finales) y Nadal domina con 14 victorias (12-5 en finales). Este año solo se han visto una vez, en la final del Masters 1.000 de Madrid, que ganó Nadal. De eso han pasado casi siete meses.

Nadal tiene claro lo que debe hacer. «Debo jugar muy bien, nos conocemos de sobras. Será como siempre: no cometer errores y esperar que no tenga su día. En indoor he tenido dos experiencias malas con él». Recordaba las dos derrotas en la Copa Masters en Shanghái (2006 y 2007). Hoy espera romper la racha.

Fuente: elperiodico

No comments:

Post a Comment